SHARE

Doscientas ciudades de todos los rincones del planeta fueron postuladas y al final fueron escogidas tres finalistas, a saber Nueva York, Medellín y Tel Aviv. Adicionalmente casi un millón de votantes a través de Internet y las redes sociales decidieron que la metrópoli colombiana era la ganadora.

Escrito por Edgar Giraldo, analista político colombiano, para EL PAIS de España

Acabo de regresar de Medellín y me encuentro con la grata noticia que el Wall Street Journal y el Citi acaban de dar a conocer los resultados de su concurso sobre la ciudad más innovadora del mundo. Doscientas ciudades de todos los rincones del planeta fueron postuladas y al final fueron escogidas tres finalistas, a saber Nueva York, Medellín y Tel Aviv. Adicionalmente casi un millón de votantes a través de Internet y las redes sociales decidieron que la metrópoli colombiana era la ganadora.

¿Qué cosas hacen a esta urbe la más innovadora?

• Seguridad. Algunos de estos barrios, hoy cruzados por cables aéreos, eran los dominios de Pablo Escobar, donde se escondían sicarios, paramilitares, bandas juveniles, se negociaba droga y ni el ejército podía ingresar a la zona. Hoy en día, gracias al nuevo sistema de transporte, un agresivo plan de educación, capacitación y empleo, estos barrios son más tranquilos y pujantes.

Hace algunas semanas me transporté en una de estas furgonetas a cien metros sobre los techos de las casas. A mi lado estaba sentado un joven de unos 20 años de edad vestido con un overol lleno de manchones de colores.

“¿Usted vive en este barrio?”, le pregunté.

“Sí, nací allá abajo –me respondió, señalándome una casita al borde de un precipicio.

Le pregunté a qué se dedicaba. “Bueno, ahora soy pintor”, me dijo con orgullo.

“Si ahora es pintor, ¿qué hacía antes?”, me atreví a preguntarle.

Me miró sin hablar, como pensando una respuesta, y empezó a recorrer con la vista las azoteas de ladrillo y los techos de teja. Entonces admitió: “Pertenecía a una banda y defendía mi territorio. Muchas veces corrimos por estos techos candeleando (disparando) y huyéndole a la policía”.

“¿Donde aprendió a pintar?

“En el Sena (una especie de community college) tomé un curso y luego con el programa de empleo de la alcaldía municipal conseguí un trabajo”.

• El transporte integrado. La ciudad inicialmente estaba situada en un hermoso valle cálido, cruzado a lo largo por un río. Con los años fue creciendo desordenadamente ocupando las montañas a 1,800 metros de altura sobre el nivel del mar. Como resultado final dos millones y medio de personas se desplazaban en un sistema atestado de buses destartalados y calles estrechas.

Para remediar la situación, se empezó en los años 80 la construcción del metro, que hoy tiene 5 líneas, 33 estaciones y moviliza medio millón de pasajeros al día. Al mismo tiempo se rediseñaron las rutas urbanas y todas juntas retroalimentan el metro. Luego se termino una modernísima red de autopistas para buses y autos.

Como Medellín es una ciudad enclavada en las montañas, muchos barrios altos quedaron aislados del sistema central. Entonces se extendió una red de furgonetas por cable.

Otros barrios pobres en la cima de los picos seguían aislados. Ante la imposibilidad de hacer calles o usar cable, se usó algo increíble. Se extendió una escalera automática de medio kilómetro que desde la parte alta del cerro lleva a la gente al metro cable.

Un obrero se desplaza ahora en minutos de un extremo a otro de la ciudad, usando con el mismo tiquete de US$0.60 la escalera automática, luego cable aéreo, bus y metro para llegar a su sitio de trabajo. Este es un sistema único en el mundo que integra todas las formas posibles de transporte urbano. Con el nuevo sistema de transporte se evita la emisión de 17,000 toneladas diarias de CO2 a la atmósfera.

• Calidad de vida. La ciudad creó una amplia red de bibliotecas, museos, parques públicos y vías para bicicletas, adicional a las excelentes universidades y servicios públicos. Además, el río Medellín se encuentra en un proceso de purificación.

En solo dos décadas Medellín ha salido del infierno. Aún subsisten algunos problemas de seguridad, pero los muchachos de las barriadas pobres ya no tienen que candelear en las calles para labrarse un futuro.

Este premio a la ciudad más innovadora del mundo, con seguridad atraerá mayor turismo y más inversiones a su pujante industria.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here