SHARE
CHARLES-CHAPLIN

Existen muchas personas que se lamentan día con día de no poder estar viviendo la vida de sus sueños, o la que les gustaría vivir. Se quejan de su trabajo, de su jefe, de su vida familiar, de sus amigos, de su país pero no hacen nada para cambiarla.

A continuación, Brigitte Seumenicht , fundadora y Directora de MERKATUA, nos deja seis señales de que estás desperdiciando tu vida (y quizá ni cuenta te hayas dado). A continuación, sus consejos en Merca2.0.

Vistazo concienzudo: Dedica una semana a llevar un diario de todas las actividades que haces. Échale un vistazo concienzudo a todo aquello en lo que estás invirtiendo tu tiempo: internet, muchos reality shows o series de tv, demasiada vida social acompañada de malos hábitos (comida en exceso, alcohol, etc). Analiza tu rutina y decide salir del encierro para comenzar a hacer cosas en beneficio de la vida que te gustaría tener. Por ejemplo si tu sueño es escribir un libro recuerda que si escribes una página diaria durante un año al final del mismo tendrás un libro de 365 páginas. Con pequeños avances podrás lograr grandes cosas.

Estás estancado: Si tu día a día es siempre igual posiblemente estés estancado o te encuentres en tu zona de confort. Es hora de empezar a buscar actividades en las que puedas crecer, aprender o fortalecer tu crecimiento. No esperes a verte forzado a hacerlo, cuanto antes descubras tu verdadera pasión, nuevos hobbies, nuevas oportunidades de crecimiento, de negocio o de entretenimiento positivo mejor. Hay tanto por descubrir que es una pena que dejemos ir nuestra vida haciendo siempre lo mismo, y peor aún no estar contento con ello.

Cero pasión: Me gusta pensar que todo el mundo puede encontrar algo que le apasiona hacer en la vida, y mucho mejor hacer dinero de esto. La vida está llena de opciones, tenemos todo un abanico de oportunidades de donde podemos elegir. Si reconocemos que nos apasiona en la vida seguramente aprovecharemos cada instante para hacerlo y ser mucho más productivos y felices.

Demasiado materialismo: Dedicas demasiado tiempo y dinero en obtener cosas materiales. Crees que la vida se mide en base a aquéllas cosas que posees y no en quién eres realmente. Has perdido el entusiasmo por disfrutar de cosas simples y diriges tu atención constante a todo lo que cuesta. No dejes que el consumo te consuma.

No cuidas tu cuerpo ni tu mente: Tus hábitos alimenticios están dañando tu cuerpo. Recuerda que gran parte de cómo nos sentimos diariamente se ve influido por aquello que elegimos comer. Aunado a eso no haces ejercicio y el cuerpo comienza a cobrarte la factura. Tu mente también necesita de espacios de reflexión, concentración, meditación y enfoque. Apóyate en pensamientos positivos y dedícate un tiempo del día a estar en paz contigo mismo.

No encuentras el sentido: La vida toma un sentido y un rumbo cuando no solo pensamos en nosotros mismos sino también en los demás. La vida resulta hermosa cuando aprendemos a dar más que a recibir. Cuando decidimos dejar una huella en los demás a través de un claro ejemplo de humildad, bondad y perseverancia.

Charles Chaplin decía: “La vida es una obra de teatro que no permite ensayos…Por eso canta, ríe, baila, llora y vive intensamente cada momento de tu vida…antes que el telón baje y la obra termine sin aplausos” yo digo que no podemos desperdiciar ni un minuto de todo lo maravilloso que la vida tiene por ofrecernos, tan solo hace falta abrir los ojos para darnos cuenta que hay mucho por ver, mucho por hacer pero sobre todo mucho que ofrecer.

 CHARLES-CHAPLIN