SHARE

El gigante usó tácticas anticompetitivas y abusó de su poder de monopolio, según expertos de un organismo antitrust de EE.UU.

En un análisis muchísimo más severo de las prácticas de negocios de Google Inc. que los conocidos hasta ahora, funcionarios clave de la Comisión Federal de Comercio de Estados Unidos (FTC, por sus siglas en inglés) concluyeron en 2012 que la compañía de Internet utilizó tácticas anticompetitivas y abusó de su poder monopólico, perjudicando a competidores y usuarios de la red, señalan Brody Mullins, Rolfe Winkler y Brent Kendall en The Wall Street Journal.

El informe de 160 páginas, que no había sido divulgado hasta ahora, fue producido por el Buró de Competencia de la agencia federal, y recomendaba demandar a la empresa por tres prácticas específicas. Esto podría haber dado lugar a uno de los mayores casos antimonopolio de la historia desde que el Departamento de Justicia de Estados Unidos demandó a Microsoft Corp. en la década de los 90.

Los autores del informe concluyeron que “las conductas de Google¬ han provocado y provocarán un daño real a los consumidores y a la innovación en los mercados de motores de búsqueda y publicidad en línea”.

Estas conclusiones contrastan notoriamente con las de los comisionados de la FTC, que a principios de 2013 decidieron de manera unánime dar por terminada la investigación de Google, luego de que la compañía aceptara realizar algunos cambios en sus prácticas. Las recomendaciones internas de la FTC, que supuestamente no son públicas pero que en este caso fueron reveladas inadvertidamente en respuesta a una solicitud de apertura de archivos, suelen ser tomadas muy en cuenta por los cinco comisionados de la FTC.

Kent Walker, director legal de Google, señaló el jueves en un comunicado que “después de una exhaustiva revisión de 19 meses, que cubre nueve millones de páginas de documentos y muchas horas de testimonio, el personal y los cinco comisionados de la FTC estuvieron de acuerdo en que no era necesario tomar ninguna medida respecto de cómo clasificamos y mostramos los resultados de búsqueda en línea. Las especulaciones sobre el posible daño al consumidor resultaron completamente erróneas. Dado que la investigación se cerró hace dos años, las formas en que las personas acceden a la información en línea han crecido, dando a los consumidores más opciones que nunca antes”.

(Artículo completo en http://lat.wsj.com/articles/SB12305967116000704041104580528743618995342?tesla=y)

INVESTIGAN-GOOGLE