SHARE

La empresa norteamericana ha señalado que sus esfuerzos de ventas a través de canales cruzados está surtiendo efecto, dada la sobrecarga de tráfico en sus webs de venta de productos.

Nike ha llevado a cabo una estrategia de ventas centrada en convertir el marketing móvil en un canal de ventas que reporte beneficios y no solo en un canal sobre moda. A través de sus aplicaciones y de una estrategia centrada en las redes sociales ha querido incitar a los seguidores de la marca a comprar los productos a través de un contacto más directo con ellos.

Aunque las ventas online han sido una parte importante en el negocio de la firma, es ahora cuando la compañía centra sus esfuerzos en el papel de los smartphones como forma de incrementar sus beneficios.

Los datos confirman esta dirección y es que, Nike.com ha vendido un 42% más en 3 meses gracias al aumento del tráfico y las conversaciones sociales de la marca a través del móvil.

Este crecimiento se debe a la influencia de los bloggers a través de Twitter y Facebook como herramientas para redirigir más tráfico hacia la web de la firma.

Una de las claves del éxito de su e-commerce es, según Nike, la estrategia digital desplegada que se centra en la personalización de sus clientes. De esta manera, se ha hecho un hueco proporcionando utilidad a su canal y haciendo que sus fans estén interactuando constantemente con la marca.

Mark Palmer, director ejecutivo de la marca asegura: “Seguiremos dirigiendo nuestro crecimiento del e-commerce a través del acceso del cliente a la customización de los productos”. Un ejemplo de la estrategia de personalización se materializó en la plataforma NIKEiD lanzada por la compañía y que permite a los clientes diseñar su propio producto.

NIKE-VENTAS-MOVILES