SHARE
Consejos para ser un buen líder en el trabajo

(LIDERAZGO – EQUIPO – LÍDER – COMUNICACIÓN) Un buen líder puede hacer que su equipo de trabajo sea el más efectivo de todos, se destaca en este artículo de Universia.

¿Quieres convertirte en uno?

• Un líder no sólo manda sobre los demás sino que es capaz de motivarlos.
• Las habilidades de comunicación son fundamentales si se quiere ser un buen líder.
• Aunque un líder tome las decisiones también debe apoyar a su equipo y saber gestionar cualquier tipo de crisis.

Ejerces un puesto de responsabilidad en tu empresa. Es algo emocionante… Y a la vez una gran responsabilidad para la que no sabes si estás del todo bien preparado. Y es que es normal porque liderar un equipo no es nada sencillo. Pero convertirse en un buen líder lo es menos aún.

Es muy fácil caer en el despotismo, yo mando, yo doy las órdenes y solo tenéis que obedecerme. Si eso es lo que crees que hace un líder estás muy equivocado.

No es lo mismo liderar que mandar. Si hay una primera característica fundamental para ser un buen líder es el saber trabajar en equipo. Puede que el líder sea la voz, pero sin el equipo no es nada más que una sola persona y eso es algo que no se puede olvidar. Sus conocimientos, sus habilidades de comunicación, su capacidad de gestionar las crisis… Son muchas las cosas que convierten a alguien en un buen líder.

Desarrolla tus habilidades como líder
¿Reúnes tú algunas de estas cualidades? Como ya te hemos dicho no es tan sencillo ser un líder. Eres un ser humano al fin y al cabo y tienes tus fallos y limitaciones. Tú las sabes y seguramente los empleados a los que lideres también, pero esto no debe ser obstáculo para que lo hagas bien.

¿Sabes qué debes hacer para convertirte en el buen líder que tu equipo merece? Nosotros podemos ofrecerte algunos consejos.

1. Sé humilde y da ejemplo a tus subordinados
Lideras un equipo así que a lo largo del trabajo reconoce los méritos de tus empleados. Un gesto tan sencillo como ese hará que se den cuenta de lo mucho que valoras su trabajo. Además antes de exigir debes cundir con el ejemplo así que tanto a la hora de trabajar como en cuestiones como la puntualidad debes ser tú el primero que cumpla.

Escucha a tus subordinados al igual que esperas que ellos hagan contigo. De esta forma sabrás su opinión respecto al trabajo que lleváis a cabo de primera mano.

2. La comunicación lo es todo
Y si no lo crees estás muy equivocado. La comunicación entre el equipo debe ser fluida. Escucha a tus subordinados al igual que esperas que ellos hagan contigo. De esta forma sabrás su opinión respecto al trabajo que lleváis a cabo de primera mano. Cuanto más fluida sea la comunicación menos serán necesarias las reuniones inútiles que solo hacen que se pierda el tiempo.

3. Establece límites
Sí, eres el líder del grupo y tienes una buena relación con los demás trabajadores. Tenéis confianza y una buena comunicación. Pero tampoco pueden olvidar que la última palabra la tienes tú. Establece estos pequeños límites desde el principio, puedes hacerlo sin ser un líder distante.

4. Continúa trabajando por ser mejor cada día
No porque lideres ahora un equipo de trabajo quiere decir que debas relajarte. Precisamente porque tienes este cargo debes ser el primero que trabaje cada día por ser un mejor profesional. Así darás ejemplo al resto del grupo.

Fuente: Universia Perú

 

ESTE ARTÍCULO TE PUEDE INTERESAR

Liderazgo al estilo de los buenos directivos

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here